UN SUEÑO (o no)

El mago sacó de  su chistera sin fondo un poco de nada.

Vi nada entre sus manos aladas y exclamé:

 ¡Pero qué hermoso!

Desde la platea del Gran Teatro Vacío lo contemplé sonreír como embobada.

Y es que era bellísimo.

(Aún debe serlo)

 

El eco y mis palmas poco a poco fueron aplastando el aplauso y me quedé en silencio contemplando su cara.

Sus ojos destellaban de vanidad y de autocomplacencia.

Al propagarse el silencio como una mecha encendida corriendo directamente al explosivo, su sonrisa fue borroneándose y tontamente desesperó.

Entonces de pronto se contaminó a sí mismo con una sonrisa enigmática, quizás elegida para embelesarme.

Revolvió el sinfondo de su sombrero y sacó una paloma que aleteaba atribulada y la empujó con arrogancia en el aire obligándola a emprender el vuelo.

Se me quedó mirando sonriente con los brazos colgando sin gracia a los lados del cuerpo.

 

La verdad es que no supe muy bien lo que esperaba.

 

«Como todos los magos»  — pensé.

Y no pude aplaudirlo, ni nada.

 

Me alejé con desprecio infinito y al volverme vi bajar el telón lentamente quedándose detrás su tristeza con la chistera en la mano.

  

Pilar Rodríguez-Castillos

Notas perdidas por ahí. Marzo de 1989

He venido aquí a hablar de mi libro

Si todo va bien mi novela estará disponible a mediados de noviembre.

No te puedo decir nada sobre ella pero si andas por aquí, quizás te dé, de vez en cuando, algunas pistas.

Y cuando la bauticemos podrás ser de las VIPS que reciban una invitación para acompañarme en la presentación.

Por cierto…

¿Qué crees que significa toda esta historia?

¡Cuéntamelo aquí debajo, en los comentarios! 

Suscribirte
Notificar a
guest
2 Comentarios
Más reciente
Más antiguo Más votado
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Conchi
Conchi
2 meses

No siempre lo evidente es lo mejor, hay que dejar que cada uno interprete la vida con su propia realidad,lo que se esperaba del mago ( igual que con la vida) es lo que nos han enseñado que es lo que debe ser, quiero que la vida me sorprenda¡,